Sindicatos de salud piden nuevo confinamiento durante fiestas de fin y principio de año

Los gremios médicos hicieron un llamado a la ciudadanía a permanecer en sus casas y “minimizar el luto que se nos viene encima”.

San José centro. Foto: Aaron Chinchilla, Pulsocr.com.

Ante el incremento de casos por Covid-19 y la falta de camas UCI, cinco sindicatos de la salud pidieron al Poder Ejecutivo que aplique nuevos “martillazos” y confinamientos durante las fiestas de fin y principio de año.

A través de un oficio remitido al ministro de salud, Daniel Salas, la Unión Médica Nacional (UMN), el Sindicato de Profesionales en Ciencias Médicas de la Caja Costarricense del Seguro Social (Siprocimeca), el Sindicato de Médicos Especialistas (Siname), la Asociación Nacional de Profesionales en Enfermería (ANPE) y el el Sindicato de Médicos Veterinarios (Simevet) pidieron el cierre de aeropuertos y fronteras, además de ampliar la restricción vehicular sanitaria.

“(…) Los profesionales en ciencias de la Salud le hacemos hoy un vehemente llamado para que tome medidas extraordinarias ante la gravedad de la crisis sanitaria que enfrentamos. Exigimos aumentar las medidas restrictivas, una posibilidad es el confinamiento inmediato a partir de este momento y hasta el Año Nuevo para darle un respiro a la agotada red hospitalaria y su personal. (…) Usted como máxima autoridad de salud de Costa Rica, tiene la potestad para que toda la infraestructura sanitaria nacional sea puesta a disposición para la atención de la población costarricense sin costo alguno para el estado o la Caja y así podamos contar con una mayor cantidad de camas de UCI para la atención de pacientes críticos con COVID. Entendemos que lo que indicamos son medidas dolorosas en plena época navideña pero lamentablemente hay que aceptar que son estrictamente necesarias”, instaron.

De acuerdo con los gremios médicos, “la hora oscura de la pandemia ha llegado y los hospitales están colapsando, además que, como país ya no cuenta con recursos para brindarle atención a los conciudadanos que la requieran en las Unidades de Cuidado Crítico”.

“Este colapso tendría, como lógico resultado un inminente y catastrófico aumento de la mortalidad por COVID-19, estamos ante el escenario más perjudicial, y nos depara la situación más difícil para Costa Rica. Pese a meses de señalamientos sobre la posibilidad de enfrentar este crítico momento, un grupo importante de la población no comprendió el mensaje y abarrotó comercios, rompió burbujas en cenas, fiestas y tamaleadas que han culminado en esta catástrofe. Sin ningún miramiento ni restricción hemos abierto nuestras fronteras y aeropuertos aún ante la triste evidencia de una gigantesca segunda ola en los Estados Unidos y Europa, países donde incluso se enfrentan ya a una nueva cepa mutante de virus de COVID de alto poder de infectividad.  Es hora de las decisiones fuertes, es hora del verdadero liderazgo“, mencionó.

Finalmente, los gremios médicos hicieron un llamado a la ciudadanía a permanecer en sus casas y “minimizar el luto que se nos viene encima”.

“Ningún dinero nos devolverá la calidez de un abuelo, el amor sinigual de una madre, los consejos sabios de un padre, la ternura del abrazo de un hermano ni la sonrisa franca del amigo. Ese dolor no tiene precio y esta pandemia no hace distinción con nadie. Será un fin de año diferente, pero recordando el verdadero sentido de la Navidad que consiste en resaltar el inapreciable valor de nuestra familia y la felicidad de tener con vida a nuestros seres queridos. Que Dios ampare a Costa Rica hoy”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *