¿Por qué la bellísima Bahía Ballena no terminó siendo un gran puerto contaminado?

Como si se tratara de otro multiverso, una lucha social impidió que perdiéramos un paraíso en el sur.

La laterita de bauxita tiene aproximadamente un 30% de óxido de aluminio, necesario para producir “alúmina”, el metal fundamental que se usa la producción de múltiples dispositivos de la tecnología moderna.

Según estudios de los sesentas ese material se encuentra en abundancia en el Valle de El General – Coto Brus, en torno al río Grande de Térraba, y desde 1964 la empresa Aluminum Corporation of America (ALCOA) intentaba lograr una concesión para explotar 400 mil toneladas anuales de ese mineral en un área de 250 km2, según explica un fascinante libro de Randall Chaves Zamora titulado “Rebeldía en la memoria: el movimiento estudiantil contra ALCOA (1968-1970)“.

La empresa pensaba invertir $60 millones para construir una planta y un nuevo puerto en Punta Uvita, donde se forma una hermosa cola de ballena que es hoy un hito turístico que se reproduce por todo el mundo. Uvita es la entrada principal a Bahía Ballena, donde hay varias playas que conforman el Parque Nacional Marino Ballena, de donde salen los tour para avistamientos de ballenas.

Sí, porque toda esa región es la maternidad preferida de la conocida ballena jorobada y hoy es impensable todo el daño ambiental que se hubiera dado en toda esa región por la minería de bauxita, tanto como para desaparecer ese maravilloso hábitat donde nacen los ballenatos.

gif promo

Pero aunque la concesión fue aprobada por la Asamblea Legislativa, un gran movimiento nacional liderado por los estudiantes de la Universidad de Costa Rica, dio una lucha férrea contra la posibilidad de abrir la minería a cielo abierto en la zona sur del país. Al final, la empresa estadounidense desistió de realizar su inversión.

El libro de Chaves Zamora, publicado por la Editorial de la UNED, narra aquella lucha heroica de un grupo de muchachos que pensaron y se comprometieron por el porvenir de un país que hoy disfruta ese maravilloso paraíso, que se forma con las playas de Bahía Ballena y además los impresionantes humedales que forman el delta (las 5 desembocaduras) del río Térraba y los canales de Sierpe (el complejo de humedales más grande de Costa Rica).

Pero no solamente eso, también estaría destruido y contaminado (por decirlo de alguna forma) todo el bellísimo entorno donde fluye el río Térraba y el Valle del Diquis, hábitat de miles de especies y de las internacionalmente conocidas esferas de piedra. Recordemos que en esa región (Osa) se concentra la mayor biodiversidad del país.

Eso sin considerar el gran daño a las culturas indígenas de la zona que eso hubiera significado.

euned manual del conductor

“Al manifestarse de todas las formas posibles en contra de ALCOA, los universitarios posicionaron en el centro del debate a la juventud, una preocupación que, desde hacía algunos años, ocupaba la mente de los políticos nacionales y del mundo entero”, escribe el autor del libro en el prólogo.

La obra narra con sencillez, para todo público, sobre las manifestaciones y la represión social de que fueron víctimas los estudiantes universitarios, cuando protestaron frente a la Asamblea Legislativa, un episodio para comprender no solamente la importancia de las luchas sociales, sino su dinámica y el cambio de una época a otra.

Compre este libro, con envío a domicilio, en este enlace de la librería virtual de la EUNED, o consígalo en las 12 librerías físicas que se encuentran en las sedes universitarias y otros lugares céntricos.

Sobre el autor del contenido

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.