Para comprender el espectro político en Costa Rica

OPINIÓN. Los fundamentalismos de derecha o de izquierda no entienden de gobernabilidad. En Costa Rica, un sistema político con tanta diversidad de fuerzas, de pensamientos y con poca claridad ideológica, requiere de la negociación y de los acuerdos para seguir adelante.

Al PAC se le achaca -y es comprensible- negociar con los neoliberales del PLN, pero es lo que debe hacer para lograr una agenda política que le permita lograr proyectos y propósitos de su Gobierno en todas las áreas, incluyendo la social como la económica. Se llama gobernabilidad.

Más allá de ideologías, la correlación de fuerzas en el Congreso plantea un clivaje que se da natural: la división en dos grupos ante un tema. Pero unas semanas después esa división se transformará y será de otro tipo.

En otras palabras, hay una necesidad natural de crear dos grupos en los conglomerados, unos a favor y otros en contra; pero esos grupos no responden necesariamente a dos ideologías hegemónicas y coherentes, sino a diferentes ideas, intereses y posiciones que se entremezclan e interactúan creando ese espectro dinámico de fuerzas que hoy vemos.

Los evangélicos, por ejemplo, en esta oportunidad se dividieron otra vez: los de Restauración Nacional negociaron “puestos en el directorio” -como ha sido usual en Avendaño desde tiempos atrás- con el nuevo presidente de la Asamblea Legislativa, Carlos Ricardo Benavides del PLN, y los de Nueva República se inclinaron con la alianza del PUSC, quizás porque sintieron que son fuerza de oposición al Gobierno y así deben actuar.

Pero aún más, recuerde que el PUSC se ha aliando con el PAC repetidas veces para sacar proyectos afines en la Asamblea Legislativa, como la alianza en la que sumaron además al PLN para aprobar el Plan Fiscal. Y tenga muy presente que el Ejecutivo actual nace y se confirma como una alianza entre el PAC y el PUSC que ha repartido puestos y agenda política en ese poder de la República.

Súmele a esa situación que los partidos PIN y Republicano Social Cristiano están divididos desde el principio y conforman un grupo de diputados que anda por la libre, inclinándose a favor o en contra de tirios y troyanos. Indudablemente, esas separaciones internas en los partidos han beneficiado al Gobierno.

Esta es una formación del espectro para estas elecciones, pero no será así en todos los temas. La otra semana el PLN podría estar discutiendo alguna tontería contra el PAC y el PUSC andará de nuevo de la manita con el PAC en temas de gobierno y Avendaño se retraerá a su posición conservadora y posible se vuelva a aliar con Fabricio en temas sensibles para ellos, y el PLN se entregue al PUSC en algunos temas económicos… ¡Así funciona esta AL ahora!

Clic para detalles y próxima fecha

Y tenga presente que, como vienen las elecciones municipales, la consigna será todos contra todos, pero básicamente contra el Gobierno y el PAC, aunque ese partido ha demostrado tener una notable debilidad en el tema cantonal.

Esa realidad deja un espectro amplio de fuerzas que explican, también, en buena forma el éxito de esta legislatura, con la mayor cantidad de proyectos aprobados desde 1990.

La capacidad de negociación y la estrategia del PAC y de las diferentes fuerzas han podido lograr que eso haya podido darse. Pero esa un arma de doble filo, bien usada esa diversidad democrática puede ser una ventaja, pero por lo contrario puede convertirse en un calvario.

Sin embargo, debemos tener presente que hay temas que son más susceptibles que otros, y sin duda cuando esos lleguen las dificultades se harán presentes. Entonces vendrá de nuevo la negociación y el espectro volverá a transformarse y habrá otra formación. Es la democracia en acción…

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentarios con Facebook