MORENA, ¿solo triunfa o arrasa? ◘ A ritmo de mariachi (22)

En México como en el resto del mundo, los partidos políticos pagan por obtener determinados resultados en las encuestas de intención del voto. Pero hasta los medios más recalcitrantes contra MORENA, reconocen que la diferencia es amplia y sostenida en el tiempo.

Vistazos al México de hoy (22)

Por Habib Succar

Fe de errata: en el artículo anterior, consignamos erróneamente que el Tribunal Electoral de México había validado la candidatura de Rafael Morón a la gubernatura del estado de Michoacán, pero no es cierto, el mismo INE lo descalificó y eliminó su candidatura. Lo correcto es que “MORENA eligió a Alfredo Ramírez Bedolla como el nuevo candidato a la gubernatura de Michoacán. El diputado local en la entidad sustituye a Raúl Morón, quien perdió su candidatura por no presentar sus gastos de precampaña. El presidente del partido, Mario Delgado, confirmó este miércoles que Raúl Morón es ya el delegado de Morena en el estado”. A su vez, Raúl Morón presidente municipal con licencia (alcalde) de Morelia, fue incluido por MORENA en la lista de diputados federales plurinominales.

Encuestas para todos los gustos

“La guerra de las encuestas” suele ser un escenario propagandístico más de la lucha electoral, un elemento más de propaganda para los partidos, algunos incluso pagan por manipular los datos a favor de sus propios intereses y crear falsas percepciones en la opinión pública con datos contrarios a la realidad. Nada nuevo bajo el sol.

Pero, si los mismos opositores al gobierno (en este caso al Partido MORENA –Movimiento de Regeneración Nacional ̶- del presidente López Obrador, AMLO), reconocen en sus encuestas desde hace varios meses atrás que la ventaja del oficialismo es mucha y es sostenida en el tiempo, el ridículo de los que pagan encuestas diciendo lo contrario se vuelve muy evidente.

Es el caso de la elección en Sonora, donde han surgido “encuestas que dan un empate técnico” entre los candidatos a gobernadores, Alfonso Durazo (Morena) y “El burro” Ricardo Bours, con 38% cada uno, cuando la mayoría de las encuestas, desde fines de 2020 señalan una alta preferencia por Durazo (MORENA) que varía desde 10 hasta 20% de diferencia a favor de Durazo.

En general, las encuestas a través de los últimos meses son consistentes en que MORENA ganará cómodamente las elecciones y que siempre ha estado arriba del 40% de preferencias y ha llegado hasta 57% en determinados momentos.

Otra casa encuestadora, opositora al gobierno de AMLO, reconoce igualmente la indiscutible victoria de MORENA en 13 de los 15 estados (gubernaturas) y en las Cámara de Diputados de la Federación (500 Diputados), donde la duda estriba en el tamaño de la diferencia entre MORENA y Va por México (alianza opositora).

OTROS CONTENIDOS:

Costa Rica recibirá un millón y medio de vacunas J & J contra Covid en próximos días

Gobierno no lo espía, fueron Google y Apple quienes instalaron la App de Salud en algunos teléfonos

Donald Trump utilizó Departamento de Justicia para espiar a la oposición

Figueres no superó la cantidad de votos que obtuvo hace 4 años en la convención liberacionista

La investigación del Centro Estratégico Latinoamericano de Geopolítica (CELAG  ̶ afiliado CLACSO ̶ ) resume de forma inigualable la situación política de México y las preferencias mayoritarias del electorado, pintando el siguiente panorama (cita textual): “A casi dos años y medio de haber asumido la Presidencia, Andrés Manuel López Obrador conserva una imagen positiva del 56%. Complementariamente, sus atributos personales positivos alcanzan un 58%, siendo el más valorado la apertura al diálogo, seguido de la inteligencia y la capacidad de liderazgo. A su vez, 6 de cada 10 mexicanos y mexicanas consideran que el presidente está comprometido con los más necesitados, al tiempo que otorgan credibilidad a su palabra.

En términos de gestión de gobierno en el área sanitaria, dos tercios de la ciudadanía evalúa positivamente la campaña de vacunación que el Gobierno nacional está llevando a cabo para enfrentar al COVID19.

Por otra parte, los mexicanos manifiestan la necesidad de que haya un Estado presente, avalando en un 70% los programas de bienestar y ayudas sociales que se otorgan a las personas de menores recursos, mismo porcentaje de la población que prefiere que el Estado sea quien administre todos los recursos naturales del país.

En el escenario político-electoral, el canciller Marcelo Ebrard y la Jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, se posicionan como los potenciales “sucesores” del actual presidente. En el espectro opositor no hay un liderazgo claro: al ser consultados sobre quién debería encabezar la oposición al actual gobierno un tercio de la ciudadanía responde “ninguno”, y Ricardo Anaya obtiene 23% de apoyos.

Solo falta esperar el 6 de junio, cuando la verdadera encuesta se formalice en las urnas y se sepa el resultado final del mayor proceso electoral en la historia de México.

La oposición da tumbos y más tumbos

Cuando ya se piensa que la oposición política al presidente AMLO no puede caer más bajo, siempre surgen hechos nuevos que dejan con la boca abierta a moros y cristianos y le lanza otro balde de agua fría a las pretensiones opositoras.

En estos días salió en CNN el excanciller de Vicente Fox y supuesto académico, Jorge Castañeda Gutman, informando que MORENA está a la baja, perdiendo fuerza sostenidamente “en las encuestas” (sic). Como él, hay otras voces de los opositores que se revuelcan en el piso y enarbolan “sus propias encuestas” donde MORENA incluso está debajo de la alianza opositora Va por México.

Va por México

Va por México, ha sido el vergonzoso resultado de una alianza inimaginable hasta hace unos meses, de manera formal: esta coalición reúne a partidos que antes se “mataban entre sí” y que ahora son hermaniticos en la lucha contra AMLO y MORENA. Hablamos de los tradicionales Partido Revolucionario Institucional (PRI)  -que gobernó ininterrumpidamente durante 80 años, hasta que llegó Fox en el año 200 con el PAN -; del Partido Acción Nacional (PAN) que gobernó de 2000 a 2012 primero con Fox y luego con Felipe Calderón; y en algunos casos la coalición incluye al Partido de la Revolución Democrática (PRD) y en otros al Movimiento Ciudadano (MC). Conocidos ya como la “alianza del PRIANRD” que en algunos casos presentan un solo candidato bajo la coalición Sí por México y en otros, van separados, creando un verdadero mosaico electoral donde la oposición se diluye, en vez de fortalecerse.

Desde un inicio se supo que el empresario y principal opositor al presidente AMLO, el señor Claudio X. González Guajardo, había sido el “gran componedor” quien convocó y reunió en su casa de Lomas de Chapultepec a los representantes de los partidos opositores al gobierno de AMLO: PRI + PAN + PRD + MC. De ahí salió la colación o alianza “Va por México”, donde estos partidos desdibujan sus diferencias y se alían en algunas candidaturas comunes tanto a gobernadores como diputados federales y presidentes municipales.

Claudio X

El “gran escudo” bajo el cual operaba políticamente Claudio X. González (un magnate dueño de Kimberly ̶ Clark México) era una supuesta fundación llamada “Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad” (MCCI). Esta fundación fue el brazo armado de Claudio X. González para combatir a los gobiernos que no cumplieran sus peticiones o expectativas, como sucedió al final del sexenio de Enrique Peña Nieto, que se vio enfrentado a M.C.C.I. y sufrió las consecuencias.

La semana pasada, un reportaje del portal de noticias SinEmbargo.mx hizo público que la tal fundación M.C.C.I. recibía millones de dólares directamente de la Embajada de los EUA para financiar sus operaciones. ¿Y cuáles eran las “operaciones” más notorias de M.C.C.I. en México, durante el gobierno de AMLO? Oponerse legalmente al desarrollo de los mega proyectos de infraestructura del gobierno de AMLO: el nuevo Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles (Ciudad de México, Santa Lucía); el Tren Maya (Península de Yucatán, que unirá Chiapas, Tabasco, Campeche, Yucatán, Quintana Roo); y la Refinería Dos Bocas (Tabasco). La labor de oposición de MCCI ha consistido en interponer decenas y cientos de recursos de amparo ante los tribunales ordinarios o incluso la Suprema Corte, paralizando durante meses estos mega proyectos.

Al final, los tribunales y la Corte han rechazado por el fondo los amparos, pero han causado ciertamente desazón y atrasos en la ejecución de las obras. De esta forma, queda claro que la labor de Mexicanos Contra la Corrupción ha sido claramente anti patriótica, con financiación extranjera de un “gobierno amigo”. Esto fue denunciado por SinEmbargo.mx durante una conferencia de prensa matutina del presidente AMLO y de inmediato se convirtió en información explosiva en todos los medios.

La noticia, con todo su acervo probatorio de las muchas transferencias millonarias de la USAID a la “fundación” M.C.C.I., dio motivo a una nota de protesta de la Cancillería mexicana a la Secretaría de Estado de los EUA, consultando si era cierto que el gobierno de EUA estaba financiando, a través de su Embajada en México, a la fundación MCCI de Claudio X. González, para golpear al gobierno de AMLO e interferir en los asuntos internos de otro país.

Así quedaron exhibidos los más recalcitrantes opositores al gobierno de AMLO, parapetados desde la “sociedad civil” y no desde los partidos políticos. Ya el gobierno de Biden anunció que eliminará las ayudas a M.C.C.I., pero muchos en México claman por un juicio por traición a la patria contra Claudio X. González.

En México, durante lo que resta de campaña electoral hasta el 6 de junio, seguirán destapándose negocios turbios, alianzas mafiosas y maniobras de todo tipo, con miras a conquistar el poder a como sea, por parte de la oposición. La tal alianza Va por México, ya fue bautizada “Alianza por la tranza” (alianza por el chorizo, en tico).

En el próximo artículo comentaremos algunas incidencias notables de estos días, como el desafuero del gobernador de Tamaulipas Francisco García Cabeza de Vaca, o las “carpetas de investigación” que abrió la Fiscalía General de la República contra los dos candidatos punteros en las elecciones a la gubernatura de Nuevo León (el estado más rico de México): Alfredo De La Garza (PRI) y Samuel García (MC), uno por compra de votos, que ahora es un delito electoral grave con encarcelación preventiva sin fianza, y el otro por lavado de dinero, incluyendo a su suegro, su madre y su esposa; esto automáticamente los descalifica para competir legalmente por la gubernatura y con ello, pone a hervir la olla política en Nuevo León (fuente).

¿Quién resultará beneficiado de estos hechos? Sin duda la alicaída candidata de MORENA Clara Luz “la Pinocha” Flores, quien iba de primera en las preferencias hace un par de meses y cayó a un tercer lugar luego de que se hizo viral una entrevista muy amigable que sostuvo en un vídeo con Keith Raniere, líder de una secta esclavista sexual y de trabajos forzados NXIVM (EUA ̶ México) que fue condenado a 120 años de cárcel en Nueva York. El apodo de “La Pinocha” a Clara Luz Flores, se le impuso en los medios de comunicación porque primero negó conocer a Keith Raniere y luego tuvo de la publicación del vídeo de la entrevista de más de 1 hora con Raniere, tuvo que confesar que sí eran conocidos y tenían una cordial relación.

¡Hasta la próxima!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *