Mientras países ricos tiran vacunas vencidas los pobres no tienen acceso a ellas

La odiosa e inmoral disparidad se muestra en países como Estados Unidos, Reino Unido o los europeos, donde ya reservaron hasta 6 y 8 veces la cantidad de vacunas que necesita su población, dejando sin oportunidad a otros países…

En meses anteriores Costa Rica estuvo a punto de recibir una donación de vacunas de Johnson & Johnson que estaban prontas a vencer.

La donación se gestionó a través del Colegio de Médicos y Cirujanos y el Gobierno de Estados Unidos, pero finalmente la organización nacional desistió de recibir tal donación por la falta de tiempo para transportar y aplicar cerca de 2 millones de dosis. Las vacunas posiblemente terminaron desechadas.

El jueves pasado, en conferencia de prensa, el ministro de Salud Daniel Salas, dejaba claro que en el mundo hay una disparidad en el acceso a las vacunas y mencionó particularmente cómo la Comunidad Europea obligó a las farmacéuticas a darle prioridad a sus países, so pena de sanciones comerciales. El ministro Salas está en lo cierto y lo vamos a ver a continuación con datos.

Salas declaró que Europa abarca la gran mayoría de la producción de los inoculadores, pero también es claro que Estados Unidos se apoderó de los productos de marcas producidas en su territorio, como el caso de Moderna (que solo se vendió en ese país), Pfizer BionTech y Johnson & Johnson, principalmente.

En efecto, al inicio de la distribución de las primeras dosis de AstraZeneca la Unión Europea emitió una amenaza pública a esa empresa y la obligó a distribuir la mayoría de su producción en esos países. El envío de vacunas esta empresa a Costa Rica, por ejemplo, ha sido lento y tardío durante el año, tanto mediante el mecanismo Covax de la Organización Mundial de la Salud, como del acuerdo de compra directa entre el Gobierno costarricense y la empresa que, de paso, tiene una filial en este país.

De hecho, los datos indican que la Unión Europea (UE) se ha asegurado  900 millones de dosis Pfizer y se ha reservado la opción de comprar 900 millones más para 2023. Eso le da a la UE hasta 3.000 millones de dosis seguras, o 6,6 por persona, sin tener en cuenta los opcionales.

Estados Unidos, por su parte, ha negociado acuerdos por 1.300 millones de dosis hasta ahora, a razón de 5 por ciudadano, mientras Reino Unido tiene reservadas dosis de vacunas a razón de 8 por persona.

En el caso del laboratorio Moderna, se expuso en sus gráficos que para 2021 ya cerró acuerdos por 400 millones de dosis para Estados Unidos, 34 millones para Canadá, 260 millones para la Unión Europea, 17 millones para el Reino Unido, 11 millones para Suiza, 4 millones para Israel, 50 millones para Japón, 40 millones para Corea del Sur, 10 millones para Australia, 20 millones para Filipinas, 10 millones para Colombia y solo 34 millones de dosis para el acuerdo mundial de COVAX.

La Organización Mundial de la Salud arremetió durante meses contra el evidente y creciente desequilibrio, calificándolo de “afrenta moral”.

Hoy, mientras algunos países ricos ya piensan en la tercera dosis de refuerzo, la gran mayoría de países pobres no tienen ni siquiera un porcentaje aceptable de la primera dosis.

Desecho de vacunas

Sin embargo, las agencias de noticias dieron a conocer que “cientos de  miles de dosis de vacunas están siendo desechadas en Estados Unidos por su expiración,  ante la baja tasa de vacunación registrada en las últimas semanas por la reticencia de algunos sectores, mayormente en estados sureños”.

Estos son las candidaturas del PLN hasta el momento

Nueva compra de vacunas contra Covid-19 permitirá la inmunización a niños de 5 a 12 años en 2022

Aunque Álvarez Desanti negó haberlo negociado, su hija quedó designada en segundo lugar por San José

Ramos anuncia sus candidaturas: ex director del CNP, ex precandidata y alcalde Turrialba destacan

“En el estado de Iowa, sus autoridades confirmaron a principios de agosto que 81 mil dosis quedaron inutilizables, la mayor parte por haber pasado su fecha de vencimiento, más algunas que se descartan por haber sido abiertas en el paquete múltiples dosis y solo se usaron una parte de ellas. En Alabama, el estado confirmó también que más de 65 mil dosis expiraron por la baja demanda de la población. De ellas, 7 mil dosis eran de Johnson & Johnson, 11 mil de Moderna y 47 mil de Pfizer. Y en Arkansas, unas 90 mil vacunas de Pfizer expiraron el 31 de julio”, detalló Infobae.

El reporte indica que más de un millón de vacunas fueron desechadas. “Es extremadamente desafortunado que tengamos una tasa de vacunación tan baja, hay mucha gente en el mundo que no tiene acceso, es una vergüenza”, lamentó el médico Scott Harris.

The Economist Intelligence Unit (EIU) realizó una investigación donde se determina que “muchos países han reservado más dosis de las que necesitan“. Mientras tanto, el mismo informe determinaba que para las economías más pobres, la inmunización masiva tardará hasta fines 2023, si es que realmente ocurre.

En la mayoría de las naciones africanas, menos del 2% de la población ha recibido una dosis. En países de Suramérica como Brasil, Argentina, Colombia y Perú los indicadores de vacunación siguen siendo bajos ante las nuevas embestidas de las variables más contagiosas, como la delta.

Un análisis del Comité Internacional de Rescate (IRC), una organización que ayuda a las personas más vulnerables del planeta en conflictos y desastres humanitarios como lo es la actual pandemia por COVID-19, muestra que el 87% de las dosis de la vacuna COVID-19 se han administrado en los países más ricos, a pesar de los aumentos repentinos de casos en países afectados por conflictos.

Según ese reporte, “los países más ricos han continuado comprando dosis suficientes para cubrir a toda su población varias veces“.

Esa situación obligó a algunos países latinoamericanos a girar sus ojos hacia las vacunas chinas, como Sinovac principalmente y la vacuna rusa Sputnik entre los países de orientación socialista. Chile inmunizó a la mayoría de su población con Sinovac, un inoculador de una efectividad muy baja, mientras Argentina tuvo que esperar que Sputnik tuviera disponibilidad, mientras compartía con compras de otras marcas.

Costa Rica tuvo la suerte y la certeza de negociar con Pfizer/BionTech con plazos establecidos que han sido cumplidos adecuadamente, mientras recibe a cuenta gotas las dosis de AstraZeneca.

La IRC defiende finalmente que “es hora de que los gobiernos ricos se den cuenta de que COVID no será derrotado en ninguna parte hasta que sea derrotado en todas partes“.

3 thoughts on “Mientras países ricos tiran vacunas vencidas los pobres no tienen acceso a ellas

  1. Latin lover
    Por el uso atrevido y franco del lenguaje para referirse a figuras políticas, la iglesia católica a desterrado al cura Sixto Porras, acusándolo por desobediencia al oficiar misas en latín. Habráse visto hipocresía igual. La iglesia que tolera y protege a pederastas ,
    “castiga” con el destierro a uno de sus pastores por el uso descontrolado del lenguaje, lease uso de términos equinos para referirse a figuras políticas que defienden posiciones antitéticas a los “dogmas” mas defendidos por la iglesia. Pocas veces han salido a la superficie con mas claridad, las contradicciones a las que han llevado a la Iglesia de Pablo, los que hoy la representan. Señores, capaciten mejor a sus voceros para que la hipocresía sobre la que descansa su “poder” no saque del balance mental a los que la predican y en vez de ajusticiar, desterrándolo a su Moncho natal, valoren el uso abierto y franco del lenguaje del susodicho en vez de acusarlo por “Latin Lover”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *