La crisis del coronavirus domina la cumbre del G20, la primera a distancia

Mientras tanto se daba la cumbre del G20, el aún presidente de Estados Unidos, Donald Trump, se dedicó a jugar golf.

El Grupo de los Veinte (G20), las 20 principales economías del mundo, inició una cumbre dominada por el tema de la pandemia del coronavirus.

Los países del G20 harán todo lo posible para superar la crisis causada por la pandemia, declaró el rey de Arabia Saudí, Salmán bin Abdulaziz Saud, anfitrión del encuentro que esta vez se tuvo que realizar de manera virtual. El coronavirus centró el debate de los líderes de las 20 economías más fuertes del planeta.

“Tenemos el deber de salirle al paso a este desafío juntos durante esta cumbre y ofrecer un fuerte mensaje de esperanza y tranquilidad”, expresó en su discurso de inauguración el rey Salman de Arabia Saudí, país anfitrión del evento y que este año asumió la presidencia del G20.

El líder saudí destacó la necesidad de que los países del G20 garanticen el acceso a vacunas contra el COVID-19 a todos.

Además, el rey llamó a “prepararse mejor para las futuras pandemias”, “continuar apoyando a la economía global y abrir las fronteras y economías para la circulación de bienes y personas”. El monarca subrayó que se debe “apoyar de manera coordinada a los países en desarrollo” y los avances que han logrado en las últimas décadas. Asimismo, el rey se pronunció a favor de “crear una economía más estable”.

“La pandemia de COVID-19 ha sido una crisis sin precedentes que ha afectado al mundo en un breve lapso de tiempo, causando pérdidas sociales y económicas a nivel mundial”, declaró el monarca saudí, quien convocó en marzo a una reunión de emergencia del G20, en momentos en que el virus se esparcía de manera alarmante por el mundo.

El rey Salman exhortó a los países miembros del G20 apoyar a los países en desarrollo, aclarando que Arabia Saudí se dispone a inyectar más de 11 billones de dólares a la economía global este año, a fin de ayudar a los pequeños negocios y a las poblaciones más necesitadas.

Argentina alerta sobre la creciente desigualdad

El presidente de Argentina, Alberto Fernández, advirtió durante la cumbre que las desigualdades se están profundizando en cada país. El jefe de Estado argentino consideró que “la pandemia dejó en evidencia esa desigualdad”, y que ésta debe ser atacada “para vivir en un mundo más equilibrado”.

“El mundo transita hacia niveles alarmantes de desigualdad” en cada uno de los países y a nivel “global entre países que viven realidades diferentes”, señaló Fernández, al intervenir por videoconferencia.

Para el presidente argentino, el mundo debe expandirse financieramente, de modo “que esa expansión financiera llegue a países como Argentina, para poder de ese modo ordenar los desequilibrios que la pandemia” generó en la economía, resaltó.

Por último, el presidente de Argentina dedicó unas palabras de agradecimiento a Rusia y a su presidente, Vladímir Putin, puesto que espera que la vacuna Sputnik “llegue en tiempo y forma a Argentina”. En todo caso, Argentina trabaja “absolutamente con todos los oferentes de vacuna“, señaló, al mencionar a los laboratorios estadounidenses y a la Universidad de Oxford.

Bolsonaro asegura que Brasil ha superado con éxito crisis por pandemia

Por su parte, en su intervención, el presidente brasileño, Jair Bolsonaro, aseguró que Brasil está superando con “éxito” tanto la pandemia del coronavirus, como la crisis económica que ha generado. En su discurso, el mandatario aseguró que desde el primer momento buscó cuidar tanto de la salud, como de la economía, y que su Gobierno intentó evitar la interrupción de flujos de comercio.

“Aunque lejos de lo ideal, estoy convencido de que estamos obteniendo éxito en esas iniciativas”, señaló, al tiempo que agregó que “juntos, estamos superando una de las más graves crisis sanitarias de la historia reciente; estamos venciendo las incertidumbres, las dificultades logísticas e incluso la desinformación”.

Asimismo, el presidente brasileño subrayó que “la pandemia no puede servir para justificar ataques a las libertades individuales”, defendió el presidente brasileño.

Ante el resto de presidentes del G20, Bolsonaro explicó que su gobierno atendió a más de 65 millones de brasileños con una ayuda de emergencia mensual y que también se ayudó a más de 400.000 pequeñas y medias empresas, lo que ayudó a salvar casi 12 millones de puestos de trabajo.

Vacunas contra COVID-19 deben ser “gratuitas”, plantea presidente de México

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, planteó que las vacunas contra el COVID-19 deben ser “gratuitas y de aplicación universal”, como lo establece una resolución propuesta por su país y aprobada por la ONU.

“La atención médica, las vacunas y las medicinas (contra el COVID-19) deben ser gratuitas y de aplicación universal, como lo establece la resolución de México aprobada en la ONU, casi por unanimidad, con 179 países a favor”, dijo López Obrador en la cumbre virtual.

El dirigente del país latinoamericano señaló a sus colegas de las veinte mayores economías del mundo que “es mejor prevenir que curar”, de allí la importancia de “promover una alimentación saludable” entre las poblaciones. En el pasaje dedicado a la dimensión sanitaria de la crisis mundial, el jefe de Estado mexicano se refirió al daño causado a muchas generaciones por consumir alimentos dañinos para la salud.

Además, propuso “evitar endeudamiento” público ante la actual crisis económica global provocada por la pandemia del coronavirus.

Los gobiernos deben encarar la crisis financiera, pero “evitar el endeudamiento y menos aun si es en beneficio de pocos y a costa del sufrimiento de muchos y de las nuevas generaciones”, afirmó López Obrador durante su intervención. Las dos crisis simultáneas del mundo, la sanitaria y la económica, según el mandatario, han dejado “sufrimientos y calamidades”, pero también lecciones oportunas.

Una de las lecciones, indicó, es que “la salud es un derecho humano fundamental, que el Estado tiene que garantizar haciendo a un lado el afán de lucro”. El rescate económico de los sectores afectados “debe hacerse de abajo hacia arriba, primero ayudar a los pobres”, planteó el líder de la izquierda nacionalista mexicana.

Con este enfoque, planteó que los gobiernos eviten “centrar las acciones gubernamentales solo en destinar fondos públicos a empresas o a instituciones financieras en quiebra”.

Además, el presidente de México, propuso abandonar “medidas autoritarias” como el confinamiento excesivo o toques de queda para contener la propagación del COVID-19.

Rusia, dispuesta a proporcionar su vacuna a todos los interesados

Por su parte, el presidente de Rusia, Vladímir Putin, afirmó que “la vacuna contra el COVID-19 debe estar disponible para todos y Rusia está dispuesta a proporcionarla a todos los países que la necesiten”.

“Sin duda alguna, los fármacos para la inmunización deben ser de dominio público. Desde luego nuestro país, Rusia, está dispuesta a proporcionar las vacunas elaboradas por nuestros científicos a aquellos que las necesiten”, dijo el mandatario este sábado.

Putin subrayó que Rusia apoya el proyecto clave de la cumbre actual, cuyo objetivo es garantizar que las vacunas eficientes y seguras estén disponibles para todos. En ese contexto, el líder ruso les contó a los participantes de la cumbre sobre tres vacunas contra el COVID-19 desarrolladas en Rusia, incluida la Sputnik V —del Centro ruso de Epidemiología y Microbiología Nikolái Gamaleya— que se basa en el adenovirus humano tipo 26 y en el adenovirus humano recombinante del tipo 5.

“También está lista la segunda vacuna, EpiVacCorona del Centro científico de Virología y Biotecnología (Vector), con sede en Novosibirsk. La tercera vacuna rusa “está en camino”, afirmó. La tercera vacuna fue elaborada por el Centro ruso de Investigaciones y Desarrollo de Sustancias Inmunobiológicas Chumakov cuyos ensayos clínicos están en curso.

El presidente indicó que, a pesar de que en el contexto de la producción de vacunas contra el COVID-19 la competencia es inevitable, se debe “basar, sobre todo, en motivos de carácter humanitario y colocarlos en el primer plano”.

“La escala de la pandemia nos obliga a usar todos los recursos y proyectos disponibles. Nuestro objetivo común es crear una cartera de vacunas y medicamentos y brindar a la población mundial una protección segura”, afirmó.

Subrayó que la Organización Mundial de la Salud (OMS) no tiene más alternativa que modernizarse: “En general, el G20 debe seguir buscando enfoques comunes para reformar la OMS de acuerdo con los desafíos contemporáneos”.

El líder ruso también destacó que la comunidad mundial se enfrenta a desafíos sin precedentes este año.

“La epidemia del coronavirus, el confinamiento global y el congelamiento de la actividad económica provocaron una crisis económica sistémica que el mundo moderno, probablemente, no había conocido desde la Gran Depresión”, expresó Putin.

En esa situación, el desempleo masivo es el principal riesgo, seguido del crecimiento de la pobreza y la precariedad social, puntualizó el presidente.

Asimismo, el presidente destacó la contribución de Estados Unidos a la recuperación de la economía mundial.

La cumbre el G20 (archivo)

“Nuestros países han confeccionado un paquete de estímulo para la economía global que asciende a 12 billones de dólares en total. Y ahora el presidente estadounidense solamente habla de los esfuerzos de Estados Unidos. De hecho, esta es una contribución muy grande a la recuperación de la economía de Estados Unidos y, por lo tanto, a la recuperación de la economía mundial”, declaró Putin en la cumbre del G20.

El presidente ruso destacó también los esfuerzos de Arabia Saudí, país que preside el G20 este año.

Putin llamó a aprovechar la crisis actual para “cambiar la trayectoria del desarrollo global” y “fomentar los mecanismos de la cooperación multilateral y los institutos internacionales clave”.

Además, el mandatario instó a los países a abandonar el proteccionismo y la política de sanciones.

“Es necesario luchar para frenar el proteccionismo, abandonar la práctica de sancionar unilateralmente y reanudar las cadenas de suministro”, dijo Putin.

El presidente recordó que este tema también se planteó en el Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC).

Una cumbre sin precedentes

Juntos, los miembros del G20 representan alrededor del 90% de la economía mundial y el 80% del comercio internacional. La reunión telemática del G20 se celebra del 21 al 22 de noviembre y, según lo programado, terminará con la firma de una declaración de Riad.

El grupo —integrado por: Alemania, Arabia Saudí, Argentina, Australia, Brasil, Canadá, China, Corea del Sur, Estados Unidos, Francia, India, Indonesia, Italia, Japón, México, el Reino Unido, Rusia, Sudáfrica, Turquía y la Unión Europea.​— empezó a sesionar a nivel de líderes desde 2008 con el objetivo principal de hacer frente a la crisis económica internacional que inició aquel año con las quiebras masivas en los mercados estadounidenses.

A medida que la economía mundial inició su recuperación, la agenda del G20 ha transitado hacia la implementación de acciones orientadas a mantener la estabilidad del sistema financiero internacional.

En el foro también participan siete organismos internacionales: el Consejo de Estabilidad Financiera, el Banco Mundial, el Fondo Monetario Internacional, la Organización de las Naciones Unidas, la Organización Internacional del Trabajo, la Organización Mundial del Comercio y la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico.

SONDEO:

¿Cuál(es) plataforma(s) de streaming tv paga usted o su familia en este momento en Costa Rica?
  • Add your answer

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *