IMAS ofrecerá aporte económico a enfermos y fallecidos por Covid-19 con situación de pobreza

El Instituto Mixto de Ayuda Social (IMAS) ofrecerá a partir de ahora un beneficio económico para las familias en condición de pobreza o pobreza extrema, cuyo familiar fallezca o deba ser aislado a causa del Covid-19.

Esto según el protocolo “Atención por Orden Sanitaria de Aislamiento Domiciliar (COVID-19)”, promulgado por el IMAS.

Para aplicar a dicha ayuda el fallecimiento debe haberse dado en el sistema hospitalario o muerte extra hospitalaria con seguimiento médico e  incluye también pago de acta de defunción, si ésta no puede ser cubierta por otras instituciones.

“La previsión de los gastos asociados a una muerte por COVID-19 es inviable para muchas familias en pobreza, por ello hemos coordinado con el sector salud para que esta necesidad no sea un peso más en medio del duelo”, acotó Juan Luis Bermúdez, ministro de Desarrollo Humano e Inclusión Social.

La atención de la familia se hará de forma prioritaria mediante la línea telefónica 1322 y de la línea de Emergencia 911. Los documentos se presentarán con carácter de urgencia y de forma no presencial al medio electrónico que se disponga en las Áreas Regionales de Desarrollo Social (ARDS) y Unidades Locales de Desarrollo Social (ULDS).

¿Cuáles son los requisitos para obtener el beneficio?

Las familias que quieran solicitarlo deben presentar:

  • Copia de un documento de identidad de la persona fallecida y de la persona que realiza el trámite por ser una atención no presencial. (Si es presencial portar ambos documentos físicos de identidad).
  • Acta de defunción que indique que la causa de muerte es por SARS-CoV-2/COVID-19 o un factor asociado a éste.
  • Factura proforma de la funeraria, con el detalle de los costos.
  • Número de la personería jurídica de la funeraria.
  • Completar la boleta de pago a proveedores o terceros que le entrega el IMAS, donde la persona que realiza el trámite autoriza a que el beneficio se gire a nombre de la empresa funeraria que provee el servicio, y en la cuenta bancaria señalada por dicha empresa.
  • Completar la declaración jurada de ingresos o de identidad cuando corresponda.

Asimismo, el IMAS creó un protocolo para atender aquellas familias que cuenten con orden de aislamiento domiciliar y, carezcan de una incapacidad de la CCSS o del INS que les provea de la prestación económica para atender las necesidades básicas de su grupo familiar.

Cada familia recibirá entre ¢50.000 y ¢70.000, de acuerdo con la valoración y el criterio técnico, sujeto a la disponibilidad presupuestaria del IMAS.

Para el otorgamiento de este beneficio, debe mediar la valoración socioeconómica, la calificación de pobreza y el criterio de la persona profesional competente. Su vigencia queda sujeta al periodo establecido en la orden sanitaria y, según la situación particular, se puede extender por más de un mes.

“Si no hay una incapacidad ni otras fuentes de ingresos, las instituciones del sector salud y el sector social activarán su coordinación para que este beneficio sea una vacuna oportuna contra la angustia y en favor del cumplimiento de las medidas sanitarias”, indicó Bermúdez.

De ser necesario, la familia también podrá realizar la solicitud directamente ante el IMAS o autorizar a un tercero para que lo realice; y se hará usando los recursos y los medios electrónicos con los que cuenta la institución, y por el tiempo de vigencia de la orden sanitaria.

Estarán excluidas de este subsidio también las personas o familias con transferencias monetarias del Estado iguales o mayores a ¢50.000, incluido el “Bono Proteger”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *