Graves errores de una Defensora que no defiende ◘ Opinión

Doña Catalina, usted no es investigadora, usted no sabe cómo llevar una investigación de este nivel, no es experta en telecomunicaciones, tampoco es experta en recolección de indicios, debió esperar la intervención o asesoría de la Fiscalía General de la República.

Graves errores de una Defensora que no defiende; pero que sirve muy bien para labores administrativas: “¿Cuántas vacunas se pusieron hoy? ¿Cuántos servicios sanitarios funcionan hoy”. ¿Cuantos pisos se lavaron hoy?

Así no es la cosa doña Catalina:

1. El grave delito, frente este escándalo nacional denominado UPAD, el utilizar su “teléfono de carácter estrictamente personal”, igualmente obligar a otro de sus subalternos también a utilizar su teléfono personal, con el objetivo de grabar una de las reuniones más importantes de este sonado caso, resulta inverosímil. Se trata de una “chabacanada” sin nombre que pretende utilizar como punta de lanza para investigar estas grabaciones que se efectuaron durante la reunión en Casa Presidencial.

2. Se cometieron muchos errores que prácticamente invalidan la grabación (la prueba). Sin el menor conocimiento tecnológico, usted y su asistente con claras órdenes suyas, en buen tico: “echaron a perder la olla de leche” (creo que el refrán es un poco diferente). En otras palabras… arruinaron la evidencia. Solo estos hechos, pone en serio conflicto la veracidad de la información y su credibilidad.

3. Qué nos garantiza que esa información -en un caso tan delicado- gracias a su pésima estrategia para obtener la prueba de grabación; terceras personas no hallan escuchado fragmentos de esa grabación? ¿O qué nos garantiza que no exista copia (hecha de teléfono a teléfono) de esa grabación? ¿SU PALABRA?

4. Será que debemos creer ciegamente en su palabra o en la palabra de su subalterno para resolver este muy enredado caso sin cuestionarnos nada?

5. El encargado de grabación, llevado por la Defensora menciona: “borró el audio después extraerlo del teléfono, desconocía si el teléfono tenía la suficiente capacidad, no sabía que la grabación estaba incompleta y antes tuvo que consultar en Google cómo realizar ese procedimiento.

6. La Defensora “ muy Proper” le solicita a Casa Presidencial que le arregle la “gran metida de patas” proporcionándole la grabación de ellos. (Ya ni sabe cómo arreglar la torta).

7. Hoy (que se lo muy tenia calladito), nos enteramos que usted borró nombres de esta investigación, entre otros el de Dn. Rodolfo Piza ???

8. Recordemos que usted y su nombramiento como defensora se “tramitó” en Asamblea Legislativa, igual que muchos de los nombramientos NO transparentes. Usted fue nombrada sin duda alguna por el bloque opositor y conservador de la Asamblea, mismos que hoy tienen es sus manos la investigación (😂) UPAD. Recordemos:

“Bajo la consigna de la agenda «pro vida», la socióloga y pedagoga consultora del Banco Mundial, se vio revestida por el apoyo del bloque de Nueva República y Restauración Nacional, así como el apoyo del PUSC, partido al cual dice no estar ligada, pese a su cercanía con Rodolfo Piza, Johnny Leiva y otros actores socialcristianos ( y otros del PLN). Tan cercana a los rojiazules que en la Asamblea Nacional del PUSC en abril de este año participó como asesora y se dio el lujo de pasear por Washington en bicicleta acompañando a la gente más cercana a Piza”. (Así o más claro). (Diciembre 12-2018, Pulsocr).

Doña Catalina, usted no es investigadora, usted no sabe cómo llevar una investigación de este nivel, no es experta en telecomunicaciones, tampoco es experta en recolección de indicios, debió esperar la intervención o asesoría de la Fiscalía General de la República.

Gracias a su responsabilidad se perdió gran parte de la prueba y la investigación. Únicamente por su responsabilidad se extraviaron esas pruebas o se perdió su valor legal, todo gracias a una improvisada y equivocada “investigación mal llevada” por su parte.

Finalmente… ojo… mucho cuidado; los nuevos indicios están arrojando resultados que podrían ser muy comprometedores para otros partidos de oposición o algunos de sus líderes.

Para verdades el tiempo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *