Evo Morales: Triunfo contundente demuestra que en 2019 no hubo fraude pero sí golpe de estado

Evo Morales además informó que con estos datos tendría mayoría en todas las cámaras legislativas, lo que les permitiría gobernar sin mucho contratiempos.

El ex presidente de Bolivia, Evo Morales, se mostró complacido por los resultados que -a boca de urna- estarían dando un triunfo superior al 50% para Luis “Lucho” Arce, del partido “Movimiento al Socialismo” (MAS) que lidera Morales.

De manera concisa escribió un tuit que tenía atragantado desde hace más de un año, en que fue depuesto de manera violenta por los militares al mando de un grupo golpista, que impuso como presidenta transitoria a Janine Áñez, quien ingresó al palacio presidencial con una Biblia gigante, aduciendo que Dios debía tomar posesión de ese país.

Según los resultados de las encuestas de boca de urna Arce obtendría el 53% o cercano, mientras su contendiente, Carlos Mesa de Comunidad Ciudadana, estaría 20 puntos porcentuales abajo. Más atrás, el político golpista Fernando “Macho” Camacho estaría logrando un 14%.

La tensión se mantuvo al principio del conteo de votos, porque Mesa estaba superando a Arce en el conteo del 20% de las primeras mesas electorales. Sin embargo, poco a poco el porcentaje se ha revirtiendo y con cerca del 25% de votos contados, la relación es Mesa con 42% y Arce con 38%. Se supone que esa tendencia seguirá hasta dar resultados cercanos a los que dan las encuestas de boca de urna.

Estos datos de triunfo contundente se comparan con los obtenidos por Evo Morales en 2005 y reafirman que el MAS, que fundó el Estado Pluricultural de Bolivia, es mayoría en ese país. La gran mayoría de la comunidad indígena, que es la mayoría de la población en Bolivia, han creído en este partido para regir los destinos de ese país.

Evo Morales además informó que con estos datos tendría mayoría en todas las cámaras legislativas, lo que les permitiría gobernar sin mucho contratiempos.

“Arrogarse ser el pueblo no significa serlo, muchos grupos insurreccionales violentos dicen ser el pueblo, pero terminan siendo una fracción, un grupo de resentidos extremistas que hacen mucho daño a una nación y generan retraso social, político y económico”, expresó un seguidor del MAS.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *