Estudio del Idespo permite ver desencanto y apatía en esta elección

La principal razón que mantiene un número importante de personas indecisas es porque no les agrada ninguna de las dos opciones, según Idespo.

La dudosa procedencia de ambos candidatos, envueltos en sombríos pasados que oscurecen la campaña, terminan por priorizar el voto en contra del uno o del otro, sin importar los años que pasen.

Esto se ve reflejado en la encuesta realizada por Idespo-UNA, donde la intención de voto se decanta por el rechazo a cada uno de los dos candidatos, como razón principal, ya sea contra Rodrigo Chaves o José María Figueres.

VIVA LA ISLA DEL CAÑO 1

Quienes apoyan a Chaves dicen, en su mayoría (63%), que lo hacen por el desagrado que despierta su competidor. Sin embargo, los que votarían por Figueres, también lo harían por rechazo al candidato de Progreso Social Democrático (52%).

La tendencia liberacionista sigue golpeada por el caso ICE-Alcatel, en que tuvo participación su candidatos, sumado a los cuestionables manejos de información en la campaña como la divulgación de varios videos y el viaje a República Dominicana.

Mientras que Rodrigo Chaves no se desmarca de su sanción emitida por el Banco Mundial, por más que dude de la labor de los medios nacionales o internacionales como el Wall Street Journal.

El exministro fue sancionado por “conductas de índole sexual inapropiadas”, no obstante acusa a la prensa de usar el expediente para atacarlo.

Según el estudio de la Universidad Nacional (UNA) la principal razón que mantiene un número importante de personas indecisas es porque no les agrada ninguna de las dos opciones.

Fidelidad de votantes

Rodrigo Chaves aventaja a Figueres a nivel general con una intención de voto de 41%, mientras que el candidato liberacionista obtuvo un 33% (al igual que en el estudio de Enfoques MP).

Sin embargo, dentro de ese grupo de votantes verdiblanco, un 78,9% de los votantes liberacionistas están totalmente seguros de presentarse a las urnas. mientras que en el caso del exministro de Hacienda, un 75% se presentará a ejercer el voto.

Aunque podría verse como una ventaja del candidato verdiblanco, lo cierto es que no supera el margen de error del estudio estadístico de 3 puntos porcentuales.

Sólo un 45% de los indecisos, a pesar de la incertidumbre de a quién brindar su voto, sí están seguros de acudir a las mesas electorales.

Además el 63% del padrón irá a votar, repitiendo un porcentaje parecido de participación al de la primera ronda.

Sobre el autor del contenido

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.