6 de febrero de 2023

Estados Unidos controla inflación y cae al 6.5%. ¿Y Costa Rica?

La tasa de inflación interanual de Estados Unidos se situó el pasado mes de diciembre en el 6,5%. mientras que Costa Rica la tuvo en 7,88%.

Comparta en


(EUROPA PRESS) y Redacción. La tasa de inflación de Estados Unidos se situó el pasado mes de diciembre en el 6,5% en términos interanuales, lo que supone un descenso de seis décimas respecto al dato de noviembre, encadenando así seis meses de moderación y registrando el menor incremento de precios desde octubre de 2021, según se desprende de los datos difundidos este jueves por la Oficina de Estadísticas Laborales del Departamento de Trabajo del país.

La subida de precios interanual de la energía experimentó en el último mes del año una moderación de 5,8 puntos, hasta situarse en 7,3%. Se trata del menor incremento de los precios energéticos desde febrero de 2021, cuando comenzó la espiral inflacionista tras la pandemia.

A su vez, los alimentos se encarecieron un 10,4% interanual, dos décimas menos que el incremento de noviembre y el menor dato desde antes del verano.

De esta forma, la inflación subyacente de Estados Unidos, que es el resultado de excluir del cálculo los precios de los alimentos y la energía, se situó en diciembre en el 6%, tres décimas menos que el mes anterior.

Los elevados datos de inflación del país han llevado a la Reserva Federal de Estados Unidos a subir los tipos de interés a un ritmo especialmente acelerado. Durante 2022, el precio del dinero se ha elevado en más cuatro puntos porcentuales.

Inflación interanual en Costa Rica

Mientras tanto, la inflación interanual en Costa Rica a diciembre de 2022 fue de 7,88% y alcanzó el nivel más alto desde el 2008, según cifras del Banco Central.

La proyección para el 2023 será del 3%. No obstante, después de un descenso del 9,45% en agosto hasta un 7,73% en noviembre, en diciembre volvió a aumentar hasta alcanzar el 7,88%. Es previsible que en enero disminuya un poco.

Los alimentos son los que más suben de precio, sobre todo los empacados como galletas y afines. Se recomienda consumir productos de temporada y naturales, no empaquetados de harina de trigo que siguen altos por la escasez mundial. Además, mientras tanto, prescindir de lujos, porque el 2023 seguirá siendo difícil en cuanto al costo de la vida.

Además, considere que el Gobierno ha venido subiendo las tasas de interés desde julio del años pasado, lo que hace más caros los créditos en colones, sobre todo para quienes ganan en dólares, ya que el tipo de cambio ha disminuido.

Comparta en