El 911 tiene línea para deprimidos por ‘mal de amores’ este Día de San Valentín

Durante el año 2021, en total 1.833 personas presentaron “sintomatología ansiosa o depresiva vinculada a problemas relacionales de convivencia”.

amor de temporada

Imagen ilustrativa.

No es una broma, durante estos días muchas personas necesitan atención psicológica por situaciones emocionales o sentimentales relacionadas con sus relaciones de pareja.

Según el servicio 911, que es 24 horas todos los días, las llamadas por esa razón son cada vez más frecuentes y ahora tienen un grupo de profesionales en psicología que atiende estos casos, por eso hace un llamado a las personas para que estos días no duden en pedir ayuda si se sienten muy abatidos por una situación de ese tipo.

“Hay muchas personas que viven o conviven en relaciones de pareja abusivas, extrañan a una persona amada que ya no está o sienten mucha frustración porque sus seres queridos no aceptan a su pareja. Por eso queremos decirles que aquello que sienten no es exagerado, es válido y deseamos brindarles apoyo al comunicarse al 9-1-1, allí encontrarán un espacio seguro” indicó Sinaí Valverde, supervisora técnica y operativa de dicho despacho de apoyo psicológico. 

Actualmente, este servicio se financia gracias al apoyo financiero del Fondo Mundial de Lucha contra el SIDA, la Tuberculosis y la Malaria, gestionado a través de la organización no gubernamental Hivos Costa Rica, pero posiblemente pronto el estado o la empresa privada deberá colaborar.

Durante el año 2021, en total 1.833 personas presentaron “sintomatología ansiosa o depresiva vinculada a problemas relacionales de convivencia”. Hasta el pasado 8 de febrero ya se contabilizaban 133 personas con necesidad de asistencia y el número estaría aumentando conforme se acerca el 14 de febrero.

El Ministerio de Salud recomienda poner atención a estos indicadores para saber si una relación de convivencia está causando emocionalmente:

  • Cuando no me es permitido expresar lo que siento o escondo cuando estoy mal. 
  • Cuando todo gira alrededor de la otra persona, no permitiéndome ser Yo mismo/a. 
  • Cuando la otra persona de la relación me aleja de personas que quiero (familia y amistades). 
  • Cuando no me es permitido tener mis propias metas. 
  • Cuando siempre hay desconfianza y me hacen sentir culpa. 
  • Cuando hay faltas de respeto, agresiones físicas, psicológicas o sexuales. 
  • Cuando pierdo mi libertad y no se respeta mi privacidad. 
  • Cuando busco excusas para no estar en el lugar de convivencia.  
  • Cuando mantengo mi relación por culpa o miedo. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.