Alarma censura pentecostal en Bienal del Libro en Brasil

El alcalde Marcelo Crivella -aliado del presidente brasileño Jair Bolsonaro y sobrino del dueño de la Iglesia Universal del Reino de Dios, Edir Macedo-, envió a lo que denomina la “Policía Moral”

Aunque parezca una broma o propio de la Edad Media, quizás de países fundamentalistas como Irán o Corea del Norte, o incluso una fake news, la Bienal del Libro de Río en Brasil recibió una visita ampliamente despreciada: la “policía moral” de la Alcaldía de esa comunidad.

El alcalde Marcelo Crivella -aliado del presidente brasileño Jair Bolsonaro y sobrino del dueño de la Iglesia Universal del Reino de Dios, Edir Macedo-, envió a lo que denomina la “Policía Moral” de Sao Pablo para revisar la oferta librera y eliminar de las exhibiciones aquellas obras con contenido homosexual.

No nació por un comic, Los jóvenes vengadores, que en ese momento ya estaba agotado, donde aparece un dibujo de dos hombres besándose. La obra, de Panini Comics, que fue publicado originalmente en Estados Unidos en el año 2010 y llegó a Brasil en 2016, alarmó al alcalde neo pentecostal, quien emitió una orden extra judicial para que la bienal del libro fuera intervenida.

LITERATURA
El libro que fue considerado
un verdadero monumento nacional

Según la noticia que circula por el mundo, la orden fue decomisar todas las obras que tuvieran “contenido impropio” y aunque la organización de la actividad interpuso un recurso legal, en otra instancia judicial un juez avaló el acto de censura.

El coronel Wolney Dias, de la Policía Militar, ingresó fuertemente apertrechado a la bienal y al salir, y frente a la pregunta de los periodistas, dijo que había encontrado “muchos libros”, solamente.

El periódico local “Folha de S.Paulo” publicó en portada y a todo color el famoso beso que tanto traumó al alcalde. En los stands, además, como protesta, pusieron a la venta todos los libros con contenido LGTBi, y fueron emitidos comunicados de repudio de varias editoriales.

Fuente: Varios medios internacionales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentarios con Facebook