¿Alcohol, golpes, intoxicación por gases? Los enigmas que rodean la muerte de Poe

Aunque en su certificado de defunción figura que murió por phrenitis (o inflamación del cerebro), muchos han especulado sobre la verdadera causa de la muerte de Poe.

  • A los 170 años de su muerte, mucho sobre el autor de El Cuervo y mucha literatura inolvidable.

Un maestro cuya vida se asemeja a sus relatos: cortos, macabros y llenos de misterio. El emblemático escritor gótico Edgar Allan Poe falleció el 7 de octubre de 1849, y hasta hoy los secretos sobre su vida y muerte intrigan incluso a quienes ni siquiera leyeron sus libros.

¿Habrá muerto por una paliza?¿Porque se intoxicó con monóxido de carbono? ¿Por un consumo problemático de drogas? ¿Por la abstinencia de alcohol? La muerte del escritor estadounidense Edgar Allan Poe hace casi dos siglos, aún sigue siendo un misterio. Los acontecimientos que la rodean parecieran haber sido tomados de uno de sus propios cuentos.

Aunque en su certificado de defunción figura que murió por phrenitis (o inflamación del cerebro), muchos han especulado sobre la verdadera causa de la muerte de Poe.

Pero antes de hablar de su muerte, hablemos de su vida. Nació el 19 de enero de 1809 en Boston, y murió 40 años después el 7 de octubre. Sus padres murieron cuando era niño, y él fue adoptado (aunque no oficialmente) por un adinerado matrimonio de Richmond, Virginia. Siendo muy joven cortó relaciones con su familia adoptiva, y se dispuso a trabajar como escritor y vivir de ello, un pionero por entonces. Hoy es reconocido como uno de los genios del relato corto, del cual fue uno de los primeros exponentes en Estados Unidos. 

Poe es considerado el padre del relato detectivesco, y así como sus cuentos, su vida y muerte engloban muchos misterios. El 7 de octubre murió en Baltimore, a donde había ido a editar una colección de poemas, labor que nunca llegó a realizar. El 3 de octubre fue encontrado por Joseph W. Walker, de The Baltimore Sun, en un estado de delirio, vestido con harapos y tirado en una alcantarilla. 

Una paliza ¿por venganza o borracho?

En 1867 el biógrafo E. Oakes Smith escribió que un rufián lo golpeó hasta provocar una conmoción cerebral para vengar a una mujer que había tenido una desventura con el escritor y se sentía dolida.

Edgar Allan Poe
Edgar Allan Poe

Cinco años más tarde surgió otro posible suceso: el biógrafo Eugene Didier escribió que mientras estaba en Baltimore, Poe se encontró con unos amigos de West Point, que lo convencieron de que se uniera a ellos para beber. Poe, incapaz de manejar el licor, se emborrachó alocadamente después de una sola copa de champán, después de lo cual dejó a sus amigos para vagar por las calles. En su estado de ebriedad, “fue robado y golpeado por rufianes, y dejado insensible en la calle toda la noche”, se lee en la web de Smithsonian.

Fraude electoral y secuestro

Otras de las razones de su muerte que manejan los biógrafos es que Poe fue víctima de cooping, un método de fraude electoral que practicaban las pandillas del siglo XIX, que consistía en el secuestro de una persona que era obligada a votar varias veces por un candidato utilizando disfraces y distintas identidades. El 3 de octubre, el día que lo encontró Walker, eran días de elecciones en Baltimore.

La antigua sede episcopal de Westminster, lugar de sepultura de Edgar Allan Poe.
© RIA NOVOSTI . SAMIR SHAJBAZ. La antigua sede episcopal de Westminster, lugar de sepultura de Edgar Allan Poe.

A lo largo de los años, la teoría del cooping se ha convertido en una de las explicaciones más ampliamente aceptadas del extraño comportamiento de Poe antes de su muerte. 

La bebida

La biógrafa Susan Archer Talley Weiss recuerda, en su biografía “Los últimos días de Edgar A. Poe”, un evento en los últimos tiempos en que Poe vivió en Richmond, que Poe había caído enfermo por el consumo abusivo de la bebida y que después de una recuperación algo milagrosa, el médico que lo atendía le dijo que “otro ataque de este tipo sería fatal”.}

LITERATURA
Esas confesiones fantásticas
en los cuentos y cartas de Eunice Odio

Hay otros que dicen que Poe sencillamente bebió hasta morir. Su amigo íntimo J. P. Kennedy escribió el 10 de octubre de 1849: “El martes pasado Edgar A. Poe murió en la ciudad, aquí en el hospital, de los efectos de un libertino. (…) Se cayó con un compañero que lo sedujo a la botella, a la que se dijo que había renunciado hace algún tiempo. La consecuencia fue fiebre, delirio y locura, y en pocos días la terminación de su triste carrera en el hospital. ¡Pobre Poe! Una luz brillante pero inestable se ha apagado terriblemente”.

Sin embargo, la ciencia ha puesto trabas a esa posible explicación: muestras del cabello de Poe después de su muerte muestran bajos niveles de plomo, lo cual es índice de que Poe permaneció fiel a su voto de sobriedad hasta su muerte, publicó Smithsonian.

Envenenamiento

En 1999, el investigador de salud pública Albert Donnay argumentó que la muerte de Poe fue el resultado de la intoxicación por monóxido de carbono proveniente del gas de carbón que se usaba para iluminar las casas durante el siglo XIX.

La tumba del escritor Edgar Allan Poe en Baltimore
© RIA NOVOSTI . SAMIR SHAJBAZLa tumba del escritor Edgar Allan Poe en Baltimore

Donnay tomó recortes del cabello de Poe y los analizó en busca de ciertos metales pesados que podrían revelar la presencia de gas de carbón. La prueba no fue concluyente, lo que llevó a los biógrafos e historiadores a desacreditar en gran medida la teoría de Donnay, pero validar la de que no debe haber muerto por exceso de alcohol.

Tumor cerebral

Una de las teorías más recientes sobre la muerte de Poe sugiere que el autor padeció de un tumor cerebral, que influyó en su comportamiento antes de su muerte.

Cuando Poe murió, fue enterrado sin ceremonias en una tumba sin nombre en un cementerio de Baltimore. Recién 26 años después se hizo un mausoleo en honor a Poe, cerca de la entrada del cementerio.

El ataúd de Poe fue desenterrado y sus restos exhumados; luego enterrados en su mausoleo, pero el féretro se desmoronó cuando los trabajadores trataron de trasladarlo de una parte del cementerio a otra. Poco quedó del cuerpo de Poe, aunque sí de su cerebro: ahí se descubrió que una extraña protuberancia lo recubría.

Ahora le dejamos con algunas cosas que quizás no sabías del escritor.

Siguió escribiendo poemas después de su muerte

Al menos esto afirmaba la popular poetisa y médium estadounidense Lizzie Doten, quien publicó varios versos supuestamente dictados por el espíritu de Edgar Allan Poe en su libro Poemas de la vida interior (1863).

La médium también dice haber entrado en contacto con los espíritus de poetas como Shakespeare o Robert Burns, entre otros.

Era adoptado

El padre biológico de Edgar abandonó a la familia cuando tenía un año. A su vez, la madre del futuro escritor murió de tuberculosis tan solo un año después. 

Más tarde, Edgar se fue a vivir con un adinerado matrimonio de Richmond: John y Frances Allan. Sin embargo, nunca lo adoptaron oficialmente. 

Tenía intolerancia al alcohol

Al igual que una de sus hermanas, el mítico escritor estadounidense tenía intolerancia al alcohol, de modo que tan solo una copa bastaba para que se sintiera mal y se pasara varios días en la cama.

El escritor comenzó a beber mientras era estudiante de la Universidad de Virginia, aunque la adicción incrementó luego de la enfermedad y posterior muerte de su esposa Virginia.

Pudo servir de inspiración a los creadores de Batman

Batman nació en 1939, en un banco ubicado frente a la casa de Edgar Allan Poe en el Bronx (Nueva York). Los artistas Bob Kane y Bill Finger iban a menudo al Parque de Poe y probablemente se inspiraron en su mítico cuervo cuando crearon al superhéroe enmascarado. El cuervo se convirtió después en un murciélago.

Asimismo, en 2003, DC Comics lanzó una serie de cinco episodios titulada Batman: Nevermore, en la que el caballero oscuro y Edgar Allan Poe resuelven juntos una serie de misteriosos asesinatos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentarios con Facebook